Emmanuel Enrique Rubio, el sancionado por la OFAC por los negocios corruptos con su padre en Venezuela

Emmanuel Enrique Rubio González es el hijo del empresario colombiano Álvaro Pulido, alias «Cuchi» (antes llamado Germán Rubio). Ambos fueron incluidos en la lista OFAC de sancionados del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos el 25 de julio pasado.

Según la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC), Rubio posee o controla una de las compañías clave de envasado de alimentos involucradas en la red de corrupción que abusa del programa CLAP, Group Grand Limited SA de CV, que facilitó el envío de alimentos no perecederos desde México a Venezuela.

El negocio de estos empresarios floreció hace unos años en Venezuela gracias a la obtención de divisas preferenciales de la Comisión Nacional de Administración de Divisas (CADIVI), mediante la empresa Fondo Global de Construcción, con la que debían llevar casas prefabricadas que no llegaron a Venezuela.

Algunas referencias acerca de Emmanuel Enrique Rubio González lo señalan como co-propietario en Colombia de una agencia de escorts denominada LATIN ANGELS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 + 2 =